Exceso de gasto y causas reales del déficit de la Región de Murcia

El excesivo gasto del gobierno autonómico es el que ha llevado a superar repetidamente el objetivo de déficit.

En artículos anteriores se explicaba que ni los ingresos de la Región de Murcia son inferiores a la media, ni el sistema de financiación autonómica es la razón principal de su desfase presupuestario. El origen hay que buscarlo en otro sitio: en el lado del gasto, que es el principal responsable de las dificultades presupuestarias actuales.

En 2012, las obligaciones de gasto reconocidas ascendieron a 4.300 millones de euros. Esto equivale al 15,7% del PIB regional, un porcentaje notoriamente mayor a la media de las Comunidades Autónomas (14,3%). De hecho, se trata del octavo mayor nivel de gasto relativo (ver gráfico).

Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

Parece que, desde el inicio de la crisis, los gobernantes no se han ajustado el cinturón tanto como lo han hecho las familias murcianas. Resulta lamentable que, con una irritante tasa de paro del 30%, se siga despilfarrando dinero público en caprichos. Y eso que las cifras expuestas no incluyen –por no disponer de datos oficiales- las facturas ocultas en el cajón, que dispararían la cuenta hasta límites insospechados.

El Gobierno murciano gasta muy por encima de la media y de sus posibilidades

Aunque el equipo de gobierno ha anunciado muchísimos recortes en los últimos años, lo cierto es que los mismos luego no se llevan a cabo. Mucho ruido y pocas nueces. Así lo ha puesto de manifiesto el Ministerio de Hacienda, al advertir que Murcia es una de las comunidades con mayor incumplimiento de las medidas de gasto anunciadas. Solo realizan el 65% de lo que dicen. Han quedado en evidencia: siguen gastando más de lo que deben, y han hecho recortes solamente donde les interesaba.

Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

El gasto el I+D, en mínimos. Las ayudas a la compra de libros escolares, casi desaparecidas. Las personas en situación de dependencia, sin cobertura alguna. Los enfermos, pagando sus medicinas. Muchos servicios sanitarios, eliminados. Los pequeños empresarios y autónomos, sin líneas de apoyo para su negocio.

En cambio, no hay problemas para:

  • ofrecer avales -200 millones, ni más ni menos- a un aeropuerto sin aviones;
  • mantener una desalinizadora –la de Escombreras– que no suministra agua a nadie (¡Con lo que han bramado contra la desalinización!)
  • sufragar hasta hace poco una multimillonaria televisión que no veía casi nadie, pero que servía como medio de propaganda para el ejecutivo autonómico y sus aduladores.
  • dejar a medio construir la Ciudad de los Contenidos Digitales, un complejo para el desarrollo la industria audiovisual que aspiraba a cambiar el “modelo de desarrollo regional”,
  • instalar un centro de supercomputación –el cuarto superordenador más rápido de España– completamente innecesario en el Parque Científico de Murcia (una instalación que funciona a medio gas por los recortes en ciencia y tecnología)
  • “alimentar” a aquellos entes dependientes del sector público a los que derivar a amiguetes, que constituyen una auténtica “administración en la sombra”, y cuya reciente reestructuración resulta a todas luces insuficiente –como de nuevo advierte el Ministerio de Hacienda-.

Con estos antecedentes, el resultado es el esperado: la deuda regional se ha cuadruplicado en apenas cuatro años, y supera ya los 4.700 millones –frente a los poco más de 1.000 a comienzos de 2009-.

Fuente: elaboración propia a partir de Banco de España

Fuente: elaboración propia a partir de Banco de España

No es de extrañar en realidad. Es lo que ocurre cuando se reducen los recursos empleados en inversión productiva a un pírrico 0,8% del PIB –muy por debajo de la media—, mientras los inflexibles gastos de personal –el pago de las nóminas de los trabajadores públicos- absorben el 7,3% del PIB, cuando la media de las Comunidades es del 5%.

El problema aquí no es tanto el número de empleados públicos –según la Encuesta de Población Activa del INE, en torno al 16% del número de trabajadores murcianos, tasa similar a la media-, sino a otros factores. Como por ejemplo:

  • la plantilla de “cargos de confianza” o de “libre designación”,
  • la desviación de los salarios brutos respecto a la media de la empresa privada –que es muy posiblemente mayor que en otras regiones-,
  • o la abultada nómina del Servicio Murciano de Salud, que –como advertía recientemente el Consejo Económico y Social de la Región de Murcia– puede hacer que “el sistema no será sostenible salvo que se ejecuten reformas que lo apuntalen”.
Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

Fuente: elaboración propia a partir de INE y Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

La futura reforma de las Administraciones Públicas que intenta poner en práctica el Gobierno de España parece que llega tarde a la Región. No se podrá solucionar la situación actual sin:

  • analizar las causas de ese abultado peso de los gastos de personal –y adoptar las medidas que pudieran ser necesarias-;
  • realizar una profunda revisión de las subvenciones concedidas, que siguen absorbiendo 800 millones de euros al año, no siempre debidamente justificados,
  • reestructurar el entramado del sector público paralelo, que engloba desde empresas públicas a organismos autónomos y fundaciones.

Es una lástima, porque la actual crisis ofrecía una excusa para abordar de manera decidida el control del gasto público innecesario, derivando recursos hacia donde en realidad se necesitan, como las políticas activas de empleo, la protección social o estimular el crecimiento económico.

En cambio, el equipo de gobierno del Partido Popular ha preferido mirar hacia otro lado, y mantener un nivel de gasto mastodóntico que favorece solo a unos pocos, pero que dispara un déficit público que tendrán que pagar todos los murcianos.

A estas alturas, ya no caben más excusas, ¿Se van a abordar de verdad las razones últimas del déficit murciano, esas relacionadas con el despilfarro del dinero del contribuyente?

Un artículo de Jesús Maeso para Saeba’s Website

También te puede interesar:

Recuerda que también puedes seguir este blog en twitter.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 3.0 España.

Anuncios

2 pensamientos en “Exceso de gasto y causas reales del déficit de la Región de Murcia

  1. Pingback: Reflexiones finales sobre las causas reales del déficit de la Región de Murcia | Saeba´s Website

  2. Pingback: Lo mejor de Saeba’s Website en 2013 (y pequeño regalo) | Saeba´s Website

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s